Se Fue El Verano Pero Aún Debemos Cuidarnos Del Sol

Se Fue El Verano Pero Aún Debemos Cuidarnos Del Sol

Nos encontramos en pleno Otoño, se fueron los días de altas temperaturas, y de intensos rayos de sol, ¿Podemos bajar la guardia y despreocuparse de los efectos nocivos del sol? De ninguna manera, los efectos dañinos de los rayos solares continúan, aunque no salgamos de nuestra ciudad, pero más aún si salimos de vacaciones, y lo mismo será cuando llegue el invierno, y no importa si predominan los días nublados, los rayos ultravioleta no se detienen.

Sabemos, o deberíamos saber, que el sol además de los beneficios que genera a nuestro planeta, tiene efectos muy dañinos para la piel. El sol ocasiona  manchas, reseca la piel, ocasiona arrugas y  grandes poros. Con el tiempo de años de exposición  se corre el riesgo de desarrollar cáncer de piel – y no sólo el de las células basales que a menudo son curables, sino también al llamado melanoma verdaderamente grave, por lo que vale la pena cuidarse.

Siga estas 10 recomendaciones para proteger la piel y poder  disfrutar de una vida activa en el exterior

1) Usar sombrero. No basta con  una gorra de béisbol, se requiere uno que no sólo cubra la cabeza, sino además la cara y el cuello, y esto es recomendado a mujeres y hombres, en particular si son mayores de 40 años.

2) Usar  ropa SPF – Ropa hecha de tela SPF 50 – ya  son ampliamente disponibles. La  ropa normal no protege lo suficiente del sol. La ropa hecha de tela SPF pueden ayudar a permanecer al aire libre e incluso en el agua todo el día sin tener que preocuparse de volver a aplicar protector solar. Hay opciones para niños, adolescentes y adultos.

3) Usa Ropa Rashguard  al hacer deportes acuáticos, y con una mayor exposición al sol.  Es la ropa que utilizan los surfistas , para cubrir las partes expuestas de su cuerpo al sol.

4) No es recomendable acostarse sobre una manta en el sol cubierto de aceite, no hay ninguna protección para tu piel.

5) Utilizar una sombrillas en la playa y acostarse debajo de ella.

6) Si de verdad necesitas  un bronceado, al menos utiliza un spray para bronceado de buena calidad.

7) Si corres para hacer ejercicio hágalo por la mañana o al atardecer, igualmente para otros deportes al aire libre. Además si te levantas temprano, obtendrá más energía durante el día.

8) Cuidado con los medicamentos que le pueden hacer sensible al sol. Por ejemplo Si se toma Doxycycline para el acné, su piel es mucho más sensible a los rayos de sol, consulte a su médico.

9) Tomar suplementos de vitamina D3. Esta es la forma de la vitamina que tu cuerpo necesita. La vitamina D4 en el organismo se convierte en la forma D3 activa en de tan sólo 15 minutos de exposición al sol. Pregunte a su médico para comprobar el nivel de vitamina D que debe ingerir.

10) La protección solar para la cara y su cuerpo, los  protectores solares faciales deben tener en cuenta las necesidades particulares de su  piel, las  medidas equivocadas puede agravar enfermedades como el acné, la rosácea y dermatitis. Los protectores solares faciales pueden presentarse en muchas variedades. Lo más importante es que sean de amplio espectro.

Hay tanta confusión sobre el SPF que es mucho mejor asegurarse de que está utilizando un producto que cubre todo el espectro UV de A a B. Por lo general, estos productos serán SPF 30 o mayor. Los más seguros son los que  contienen zinc, hay que aplicarse en toda la piel  que se expondrá a los rayos solares.

Como se puede ver es  fácil de proteger nuestra piel, siguiendo estos consejos estamos reduciendo la mayor parte del suministro de por vida de los rayos UV, por favor sigue estas instrucciones.

No te olvides: Antes de salir hacia al exterior asegúrese de tener productos  de  calidad para protegerse de los dañinos rayos ultravioleta (UV) del sol.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *